Un gol de Ricardinho, a cuatro minutos para el final, le dio la victoria a Movistar Inter ante Palma Futsal, en un duelo muy igualado. Ambos conjuntos tuvieron ocasiones para imponerse en el electrónico, pero solo el astro portugués consiguió ver portería. Los de Tino Pérez suman su segunda victoria de la temporada, y los de Vadillo una nueva derrota. 

Volvía la máxima competición a Torrejón de Ardoz, volvía la ilusión de la afición interista por ver una nueva temporada más a los suyos y más aún con la victoria bajo el brazo que cosecharon ante Aspil Jumpers Ribera Navarra. Esta vez tocaba enfrentarse a Palma Futsal, un viejo conocido que no traía muy buenos recuerdos. 

La alta intensidad, no dar ningún duelo por perdido y ocasiones para los dos equipos fueron la temática de la primera mitad, que se cerró con un 0-0. Las ocasiones más claras las firmaron Pito, por parte de los locales, con un disparo que entre Barrón y el larguero evitaron el gol, y por parte visitante, Mati Rosa, que estrelló el esférico en la madera.

En la segunda mitad la igualdad seguía siendo máxima. Pero sería Ricardinho quien finalmente abriría la lata. El portugués se sacó un disparo desde la frontal del área en el minuto 36. Tras muchas intentonas al final Movistar Inter se adelantó en el marcador. 

Vadillo decidió poner a Catela de portero jugador, pero el marcador no se movió. Tres puntos más los locales que suman su segunda victoria. Tres puntos para seguir durmiendo en la zona alta de la clasificación.